PRINCIPIOS FUNDAMENTALES DEL AUTO TRADING

miércoles, 30 de marzo de 2016

La nueva tendencia de Auto traders está ganando adeptos gracias a la popularidad creciente del comercio Forex. Hay mucha gente, sobretodo en la economía tambaleante actual que están mirando el mercado Forex para una inversión segura. El problema con muchas de estas personas es que no tienen experiencia o no están interesadas en desperdiciar días y semanas estudiando el comercio Forex, por lo que acaban recurriendo a sistemas de auto trading.

La gran mayoría de estos auto traders, resultan ser una estafa, pero hay algunos que son muy legítimos. Decidimos resumir el Auto Trader AvaFX y ver si verdaderamente envía resultados operativos positivos. En este articulo, vamos a describir el proceso de inscripción para el Auto Trader Ava Fx, así como algunos consejos iníciales muy importantes sobre cómo sacar lo mejor de los auto traders en general.

auto-trading


La primera cosa que debemos realizar antes de operar con un auto trader es decidir qué tipo de auto trader somos. De hecho, esto es algo que tenemos que hacer incluso si estamos operando con Forex “A la vieja usanza". ¿Eres un operador que deseas arriesgarte con la posibilidad de tener una ganancia muy grande en una posición? Alternativamente, ¿Te interesa tener ganancias más pequeñas mientras te arriesgas de forma menor? Estas son algunas preguntas que nos debemos formular antes de abrir un sistema auto trading. Cada decisión que vamos a tomar desde este momento tiene que estar basada en esta decisión inicial.

Tras haber determinado quienes somos como operadores, hay dos puntos muy cruciales que debemos entender antes de comerciar. El primer punto es que los Auto Traders están compuestos por lo que es conocido como sistemas. Dichos sistemas están programados y distribuidos por individuos. Son para todos intentos y propósitos así como estrategias. Tenemos que decidir basándonos en nuestra decisión inicial de qué clase de operadores somos, que tipo de estrategia nos gustaría que acompañase a nuestras operaciones. Un ejemplo, en nuestro caso, decidimos operar con una técnica "sólida", por lo que estamos mirando de hacer menos ganancias mientras nos arriesgamos lo menos posible. Es por eso que en nuestro caso definimos que nuestro sistema será uno que no haya perdido más de un cierto número de pips en una operación. Tendrá que mostrar un grafico que cuando miremos su progreso en un periodo de tiempo definido, se mueva hacia delante de forma estable. De nuevo, esto está basado en nuestra decisión de qué clase de operador queremos ser.

Otro factor importante que debemos entender antes de realizar auto trading, es que no estaremos operando en Forex sino permitiendo que el auto trader opere por nosotros. Lo que tenemos que hacer es sencillamente aplicar estadísticas básicas y filtrar los sistemas que no concuerdan con nuestro estilo de comercio personal. No elegimos pares cuando hacemos auto trading, elegimos sistemas. Cualquier sistema que se adapte a nuestras necesidades tiene que ser seleccionado y abierto basado en ese sistema. El par que está apoyado por el sistema que elegimos, será el par con el que operemos. No elegimos pares, elegimos sistemas. Esto, claro, asumiendo que no queremos elegir un sistema basado en su propio par, alguno podría ser así si no tiene fe en una moneda o en otra.

Cuando ya hemos entendido he implementado los principios anteriores fundamentales del auto trading, tenemos que dar inicio al proceso mismo. Lo primero es seleccionar nuestros sistemas. Hacemos esto definiendo los parámetros básicos para elegir un sistema y aplicando un filtro a la lista completa de sistemas disponibles. Esto incluye la máxima reducción en una posición, el número de meses desde que el sistema se transformó en rentable y el número de operaciones con un mínimo de 30 (menos de 30 no es información estadística suficiente para poder analizar propiamente la información). Es necesario recordar que estos son los filtros básicos, pero para lograr mejores resultados tenemos que aplicar así mismo verificaciones estadísticas más complejas.

En este punto tenemos que hacer una comparación entre los resultados de nuestros filtros previos. Uno de los factores primarios con el que debemos comparar es el porcentaje de posiciones rentables. Por eso, si por ejemplo, un sistema especifico tiene un valor de rentabilidad del 30%, significa que produce una pérdida de 70% en sus operaciones lo que lo convierte en un sistema que no querríamos elegir. Esto es, por supuesto, si los demás sistemas tienen incluso peores valores.

Después de haber determinado cual de los sistemas que han quedado en nuestra lista tienen el valor más alto de posiciones rentables, debemos verificar cuantas posiciones este sistema puede abrir a la vez. Si por ejemplo, el sistema puede abrir 4 posiciones al mismo tiempo, tenemos cuatro veces la exposición de un sistema que abre sólo una.

Una vez que ha limitado los sistemas relevantes para nuestras necesidades de operación, tenemos que examinarlas una por una. El primer paso es verificar detalladamente el diagrama de este sistema. Podemos observar la dirección del diagrama en un periodo de tiempo definido. Esto tiene muchísima importancia porque si elegimos ser unos operadores sólidos como los que tenemos, no deseamos un sistema para el que el diagrama muestre movimientos extremos. Queremos asegurar que el diagrama esté siempre en continuo movimiento para adelante y en pequeños incrementos.

Después de que vemos el diagrama del sistema, podemos ir a una pantalla que nos muestra información detallada sobre cada posición abierta utilizando el sistema. Podemos ver todos los detalles sobre transacciones pasadas y presentes. Cuanto tiempo estuvieron abiertas, la fecha en la que las posiciones fueron abiertas o cerradas y otra información muy útil sobre cómo este sistema opera. Aquí tendremos que aplicar un poco de sentido común basado en nuestras preferencias personales.

Una vez que hayamos completado el proceso de selección y hayamos decidido sobre el sistema que concuerda con nuestras necesidades, hay dos cosas que debemos recordar. La primera es, igual que en las operaciones Forex, una vez que elegimos un sistema, permanecemos adheridos a él. No dejemos que la emoción nos controle, dejemos que el sistema opere por nosotros. Sólo porque un sistema específico se adapte a nuestro criterio esta semana o este mes, no significa que también lo hará el próximo mes. Alternativamente, sólo porque un sistema no concuerde con nuestros requisitos en este momento, no significa que no lo hará la próxima vez.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

 
Copyright © 2016. robotstrading.
Design by Herdiansyah Hamzah. & Distributed by Free Blogger Templates
Creative Commons License